LA POLCA DE LA SILLA

La polca de la silla, es un viejo juego de la campaña rioplatense que muestra las graciosas maniobras que deben realizar los participantes de este baile, que pugnan por sentarse en una de las sillas que se han dispuesto en círculo, en el medio de la cancha, casi generalemnte  trazada en las cercanías de una pulpería.

Resultado de imagen para la polca de las sillas

Montados a caballo y girando permanentemente alrededor de este círculo, los contendientes (casi siempre en número de ocho), deben estar atentos a la palmada del bastonero o  al verso del canto que entona el musiquero, que haya sido elegido para ordenar la porfía. Ante esta orden, deben desmontar y rápidamente ubicar una de las sillas y sentarse, manteniendo sujeto por la brida a su caballo. La cosa parecería  fácil, si no fuera porque siempre hay una silla menos que el número de participantes, razón por la cual, el que quede de a pie, será eliminado. Y así sucesivamente, el canto y la ronda vuelven a empezar y los jinetes a esperar expectantes la señal, para lanzarse rápidamente en busca de una silla. Hasta que queda solamente una silla y dos competidores, uno de los cuales, obviamente será el ganador (ver Juegos para criollos de a caballo).

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.