BUENOS AIRES ES UN MONTE DE DURAZNOS (1821)

La cantidad de plantas de duraznos que se hallaban a comienzos del siglo XIX en la ciudad de Buenos Aires,y sus alrededores,  causó el asombro de cuanto viajero extranjero atinaba a pasar por esta ciudad. Estas plantas, aunque muy apreciadas por sus frutos, que en esas zonas eran de sabor y tamaño verdaderamente extraordinarios, lamentablemente eran utilizadas especialmente por que la calidad de su madera, las hacía muy aptas para ser destinadas a servir como leña, despreciándose así el valor de sus frutos como comestibles y como fuente de recursos, mediante la fabricación de dulces, mermeladas y duraznos desecados..

En un comentario aparecido en el periódico “El Argos” del 2 de Junio de 1821, se atribuye la proliferación de estos árboles frutales, al «bloqueo que los españoles pusieron a los puertos de Buenos-Ayres en los primeros años de la revolución, para los buques que se llamaban “nacionales”, y las persecuciones que sufrían los leñateros en sus faenas por los Paraná». Como consecuencia de ese bloqueo, que impedía traer leña de la Banca Oriental y de otras regiones, explica el comentarista que “de un momento a otro, se elevaron por todas partes, considerables montes de leña». Al respecto, resulta elocuente leer en la sección “Avisos” del citado periódico, algunas ofertas de venta de quintas o campos, donde se mencionaban los árboles que poseían. Asi, por ejemplo, en la edición de “El Argos” del 3 de junio de 1822, leemos en su primera página tres avisos: Uno de ellos ofrece “una chacra a “tres cuartos de legua” del puente de Barracas, con 72.059 plantas de durazno en el mejor orden para plantas de leña”. Otro anuncia la venta de una quinta situada «delante de los Corrales de Miserere, que tiene 3.000 plantas de durazno comunes» y un tercer aviso informando que “don Juan Antonio de Santa Coloma vende su campo «como a tres leguas de la ciudad”, en la costa de Quilmes, con 90.000 plantas de durazno”.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.