EL TRATADO DE UNIÓN (1822)

A comienzos de enero de 1822, SIMÓN BOLÍVAR, estando en Cali (actual República de Colombia), invita a Chile y al Perú para llegar a un acuerdo que de unidad a la gran causa americana. También SAN MARTÍN piensa algo similar y el 19 de enero de ese año delega el mando en el marqués de TORRE TAGLE y se embarca hacia Guayaquil para entrevistarse con BOLÍVAR a los efectos de llegar a un acuerdo sobra la unidad de los países independizados de España. Recordar que ambos fueron atentos escuchas de las ideas que ya desde 1798, desde Colombia proclamaba FANCISCO DE MIRANDA (ver El Congreso de Panamá).

Resultado de imagen de san martin y bolívar

Poco antes, SAN MARTÍN había dispuesto que una División formada con efectivos peruanos al mando del general ANDRÉS SANTA CRUZ concurra en apoyo de las operaciones militares que SUCRE llevaba a cabo en el territorio de Quito (Ecuador). Pero como el 22 de enero BOLÍVAR se había marchado hacia Popayán, SAN MARTÍN regresó a Lima y allí se enteró que BOLÍVAR había intimado la anexión de Guayaquil a Colombia y le escribe a su par, aconsejándole que deje en libertad a los guayaquileños para que elijan su destino. Fue en esos días, precisamente el 8 de marzo, cuando el presidente de los Estados Unidos, JAMES MONROE, recomienda al Congreso de su país que se reconozca a los Estados que habían declarado su Independencia de España en América.

La misión que SAN MARTÍN le encomendara a GARCÍA DEL RÍO y PAROISSIEN (ver San Martín, propulsor de una monarquía?), no tiene el resultado deseado ni en Santiago de Chile ni en Buenos Aires y así, esperanzado ante la nueva instancia que se abre para intentar la unión de todos los países americanos independizados, en una corporación nacida con renovadas fuerzas y decidida a ordenarse administrativa y políticamente, muere definitivamente para SAN MARTÍN su proyecto monárquico.

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.