2/5/1833

El jefe expedicionario coronel ANDRÉS GARCÍA, abandona el punto alcanzado en Sierra de la Ventana y emprende el regreso después de haber conferenciado sin éxito con los caciques de las tribus Pampa, tratando la compra de sus tierras por parte del gobierno de Buenos Aires y el rescate de los cautivos que tenían en su poder. Regresa así sin haber podido cumplir con su misión y debe hacerlo escoltado y protegido por el viejo cacique LINCON, quien desde el arribo del enviado gubernamental, se había opuesto a las tropelías que intentaron varios jefes con sus indígenas.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.