23/01/1895

JOSÉ EVARISTO URIBURU, recientemente ascendido a la presidencia de la República, por renuncia de SÁENZ PEÑA, pone su firma a una Ley de Amnistía que beneficiará todos los involucrados en los movimientos revolucionarios que entre 1890 y 1893, sembraron la alarma en el país y provocaron la renuncia de su antecesor, el doctor LUÍS SÁENZ PEÑA.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.