LA CERVECERÍA QUILMES (31/10/1890)

El 31 de octubre de 1890 se “tiró” el primer vaso de la que fue la primera cerveza argentina que se lanzó al mercado. Ese día culminó un difícil camino iniciado en 1888, cuando OTTO BEMBERG, un inmigrante alemán que trajo desde su país el entusiasmo y la pasión por la cerveza, fundó la “Cervecería Argentina” y que, honrando el lugar donde había instalado su fábrica, llamó “Cerveza Quilmes” a su producto.

OTTO BEMBERG, había llegado con su familia a la Argentina en 1852. Venían decididos a continuasr con la tradición cervecera de sus ancestros  y se radicaron el Partido de Quilmes de la provincia de Buenos Aires y allí comenzaron las gestiones para poner en marcha lo que era su sueño. “Don Otto”Adquirió un importante predio y allí se encargó personalmente de la construcción del edificio y de la instalación de las maquinarias que tuvo que importar, para fabricar la que pensaba, sería la ·mejor cerveza que hayan tomado los argentinos”

Los comienzos no fueron fáciles, pero el ingenio y la pujanza de “don Otto” no tenían límites. Convocó a destacados profesionales de la publicidad y con ellos pergeñó una novedosa campaña publicitaria que causó una verdadera revolución en el mercado. La cerveza Quilmes comenzó a penetrar profundamente en el mercado consumidor y pronto se constituyól en líder del rubro.Pero “don Otto” no se quedó quieto. Acompañando la expansión que se inició en el país, en 1880, su empresa tuvo un gran desarrollo, producto de una constante modernización tecnológica de sus instalaciones, del desarrollo de las materias primas nacionales y de una ingeniosa mercadotecnia. Por lo que, llegado el año 1925, la “Cervecería Quiilmes” ya se había expandido enormemente, inaugurando 9 sucursales en Buenos Aires, Santa Fe, Entre Ríos y Córdoba.

En 1920 la empresa creó el “Parque de la Cervecería”, un predio ubicado en la calle Triunvirato al 700 de Quilmes Oeste, que fue pensado para facilitar el encuentro y la unión  fraterna de sus empleados, pero que más tarde (en 1998), fue abierto para el disfrute de todo el público. Fue un ícono del Partido de Quilmes, convocante de las familias “quilmeñas”, escenario de encuentros, noches de amigos, historias de amor, cumpleaños y hasta brindis por un día cualquiera. Disponía de grandes parrilleros, una cancha para jugar al básquet, juegos para niños y  el llamado “Jardín Cervecero” un espacioso y florido  lugar que albergaba hasta 600 personas que podían tomasr un rico “chopp” a la sombra de una hermosa arboleda.

En 1921, los BEMBERG fundaron  la “Asociación Deportiva Cervecería y Maltería Quilmes”, origen del actual Club Atlético Quilmes que compite en el campeonato de fútbol profesional de la República Argentina y sin dejar de atender las exigencias de su exitosa industria, desarrollaron varios proyectos en beneficio de su personal y de la comunidad que los alberga.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.