LA EXPOSICIÓN CONTINENTAL SUDAMERICANA (15/03/1882)

La Exposición Continental Sudamericana, también conocida como «La Exposición Industrial de 1882», fue inaugurada por el Presidente de la Nación, general JULIO A. ROCA el 15 de marzo de 1882.

Durante el gobierno de su predecesor, el doctor NICOLÁS AVELLANEDA (1874-1880), la incipiente industria nacional había logrado dar un importante paso adelante, especialmente en las ramas vinculadas con la actividad agropecuaria, por lo que AVELLANEDA, que debió afrontar la crisis financiera de 1874- 1876, decidido a conciliar en su política  económica,  las dos tendencias existentes entre  los hombres de pensamiento y los empresarios de la época:  la liberal y la proteccionista, apoyó entonces a la industria,  mediante un incremento sustancial en los gravámenes a la importación de productos que podían fabricarse en el país.

Resultado de imagen para exposición industrial de1882 en buenos aires"

Se produjo entonces un súbito interés en la actividad industrial y el Club Industrial de Buenos Aires (antecedente de la actual Unión Industrial), creyó llegado el momento de mostrar al mundo los resultados de los esfuerzos realizados en tal sentido. Gestionó ante el nuevo presidente, el General JULIO ARGENTINO ROCA la autorización para organizar una Exposición de la Industria, que será la segunda que se realizará en suelo argentino, ya que la primera tuvo como sede la ciudad de Córdoba y se inauguró en 1871, pero que ahora sería Continental.

La Exposición proyectada, construida y dirigida por el  “Club Industrial de Buenos Aires” fue finalmente inaugurada el 15 de marzo de 1882 por el Presidente de la Nación, General ROCA y al hacer uso de la palabra el Presidente Honorario de la Comisión Organizadora de la Muestra, el Doctor NICOLÁS AVELLANEDA, dijo “esta Muestra representa nuestro impulso más poderoso en las vías del progreso industrial””.

Con fondos concedidos por el Congreso, se levantaron en lo que hoy es la Plaza Once los locales para la muestra de la producción industrial nacional y de países de América,. Se exhibieron vinos, cerveza, jabones, cigarrillos, calzado, vestidos y productos de las artes gráficas, todo de producción nacional y una gran variedad de productos presentados por otros países de América y de Europa y en un lugar preferencial, se pudo observar, aunque  tapada con un velo, que no permitía verla totalmente, la maqueta de un Monumento a la Independencia, en el que se representaba al “famoso león rendido a los pies de una nueva y gloriosa Nación”, frase que figuraba en la versión original de nuestro Himno y que por respeto a “la madre patria”, fue eliminado de la canción y no se pudo ver en esta maqueta.

La Muestra fue clausurada a fines de julio de 1882, después de haber sido visitada por unas 50.000 personas. No obstante el apoyo prestado a esta Muestra, en la década del 80 predominó en la conducción económica una filosofía que lo confiaba todo a las fuerzas naturales del mercado. El Estado, según Roca, debía “limitarse a establecer las vías de comunicaciones” y a “levantar bien alto el crédito público en el exterior”.

La Exposición que organizara el Club Industrial, fue como dijimos,  la segunda que se realizó en el Pais y la cuarta de América del Sur, después de la mencionada de Córdoba (1871), la de Lima (Perú) en 1872 y la de Santiago de Chile, en 1875.

1 Comentario

  1. Miguel dibetto

    Mi abuelo Luis dibetto presentó el primer reloj que tenía sonar diferentes en cuartos media y horas y lo tengo en mi poder con el diploma firmado x roca etc primer premio

    Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.