25/8/1822

El general JOSÉ DE SAN MARTÍN escribió al general BERNARDO O’HIGGINS, diciéndole que el 15 ó el 16 del mes entrante, iba a instalar el Congreso y que al día siguiente se embarcaría, pues “es regular —dice—que pase a Buenos Aires a ver a mi chiquilla. Si me dejan vivir en el campo con quietud permaneceré allí y no me marcharé a la Banda Oriental”. Informa luego que “se “ha reforzado el ejército con cuatro batallones y tres escuadrones, siendo los tres de los primeros de Colombia y que el total del ejército se compone en el día de más de once mil veteranos. El éxito de la campaña que al mando de los generales RUDECINDO ALVARADO y ALVAREZ DE ARENALES se va a emprender, no deja la menor duda de su éxito. Usted me reconvendrá por no concluir la obra empezada y tendrá usted mucha razón, pero más tengo yo. Créame, amigo mío, ya estoy cansado de que me llamen tirano, de que en todas partes quiero ser rey, emperador y hasta demonio. Por otra parte, mi salud está muy deteriorada; el temperamento de este país me lleva a la tumba. En fin, mi juventud fue sacrificada al servicio de los españoles, mi edad media al de mi patria; creo que tengo derecho de disponer de mi vejez”.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.