SÍGANME COBARDES !! (16/07/1866)

En la batalla de “El Boquerón” (16 de julio de 1866), el Sargento MANUEL ROSETTI, protagonizó un episodio que electrizó a sus soldados y al enemigo cuando, peleando contra un número superior de fuerzas supo hacer honor a su fama de soldado valeroso. Extenuado y rendido, con sus filas diezmadas, el Batallón N°1 de Infantería de Línea, empezó a ceder, se hizo un pelotón y se negó a obedecer la voz del jefe. Este, entonces, arrancándose las charreteras se puso delante de la tropa y arrojándolas a la cara de sus soldados, les gritó: ¡Cobardes! ¡Ahí están las presillas que he ganado en el 1° de Línea! ¡Paso, cobardes, para morir solo!. El batallón reaccionó, dio media vuelta, y aquél fue el día que combatió con más lucidez. Desde Corrientes hasta Curupaity, campo en el que cayó heroicamente, Manuel Rosetti asistió a todos los combates y a todas las batallas, sin haber faltado ni una sola vez hasta que falleció (Ver Batalla del Boquerón).

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.