PRIMER SERVICIO PÚBLICO DE AGUA CORRIENTE (00/09/1868)

El primer servicio público de agua corriente en Buenos Aires, fue otro de los logros del Prsidente SARMIENTO. En setiembre de 1868, DOMINGO FAUSTINO SARMIENTO, que acababa de llegar de los Estados Unidos y era ya Presidente de la Nación electo, comenzó a estudiar la aplicación de una serie de medidas que había comprobado eficaces en sus viajes por el exterior. Una de sus preocupaciones había sido estudiar los sistemas de agua corriente que se usaban en el norte y la manera de hacer frente al cólera. Fue entonces cuando inauguró el primer Servicio público de provisión de aguas corrientes en la ciudad de Buenos Aires. Su discurso suena hoy a profecía, sobre todo cuando dijo: “Para que no nos entreguemos a una culpable seguridad, diré que el cólera no ha pasado aún: está aquí latente entre nosotros y lo estará por larga serie de años y sus gérmenes serán vivificados cada vez que se reproduzcan las condiciones favorables a su desarrollo. Si reaparece no culpamos de ello a la providencia, creyendo que gobierna mal su mundo. Si hace estragos, culpémonos a nosotros por nuestra imprevisión e indolencia… Habrá cólera donde quiera que haya desaseo, desnutrición y miseria…”. Estas palabras tienen más de 130 años pero son trágicamente actuales.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.