LA PRIMERA CHIRINADA (28/10/1858)

Procede de un descabellado motín de viejos paisanos rosistas, que estalló en la madrugada del 28 de octubre de 1858 en el pueblo bonaerense de Monte, al grito de ¡Viva la religión! ¡Muera el gobierno!, encabezado por un carnicero de nombre VÍCTOR CHIRINO, quien al frente de 30/40 homres armados prendió al Comisario de esa localidad y depuso al Juez de Paz.

Posteriormente, los audaces “revolucionarios”, fueron dominados por la Guardia Nacional y vecinos del pago comandados por el estanciero LUIS BARREDA. El cabecilla Chirino, según se comentó luego “ huyó campo afuera “en pelo”, pues  hasta el recado ha tirado en su fuga”. De esta grotesca acción deriva el término “chirinada”, que define una acción descabellada, un intento ridículo y fallido.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.