LA FOTOGRAFÍA LLEGA A BUENOS AIRES (28/2/1840)

LA FOTOGRAFÍA LLEGA A BUENOS AIRES. El maravilloso invento llamado fotografía llegó al Río de la Plata. En 1826 un físico francés llamado JOSEPH NIEPCE creó un sistema para fijar las imágenes. Cuando murió, su socio llamado DAGUERRE perfeccionó el sistema que en 1839 se dio a conocer al mundo con el nombre de “Daguerrotipo”. Un año después la fragata “L`Orientale” partió de Francia para dar la vuelta al mundo. A bordo llevaba un grupo de estudiantes de familias ricas, junto con sus profesores. Entre ellos estaba el abate LOUIS COMPTE que era amigo de Daguerre y llevaba una máquina de daguerrotipo. El barco atracó en Montevideo que por esos años era el refugio de muchos emigrados argentinos que huían del régimen de Rosas. Entre ellos estaba MARIQUITA SÁNCHEZ DE THOMPSON y FLORENCIO VARELA que asistieron a la primera sesión de fotografías realizada en la Casa de Representantes de Montevideo. El invento causó sensación. Doña Mariquita le envió una carta a su hijo contándole la maravilla. Después de describir los aspectos técnicos decía…” ves la plancha, como si hubieras dibujado con un lápiz negro la vista que has tomado y aparece con tal perfección y exactitud que sería imposible obtener de otros modos. “Los más pequeños detalles, las junturas de los ladrillos aparecen muy nítidos”. También el general IRIARTE, testigo de la presentación, escribía su experiencia. “En cuatro minutos se imprimieron en la plancha los objetos más menudos de la fachada, el piso de la plaza con las pequeñas huellas que dejan las gentes que pasan y las de los carruajes”. Tres años más tarde el primer “daguerrotipista” profesional llegaba a Buenos Aires e instalaba sus estudios en la Recova Nueva. Se trataba del norteamericano JOHN ELLIOT y una de las primeras porteñas que posó para él fue MANUELITA ROSAS.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.