GUERRAS DE LA INDEPENDENCIA HISPANOAMERICANA (1810-1826)

Aunque ya en el siglo XVIII se habían producido algunos movimientos separatistas aislados y esporádicos en las que eran posesiones españolas en América, el precursor de la independencia hispanoamericana fue el venezolano FRANCISCO MIRANDA, que el 2 de febrero de 1806 partió de Nueva York al frente de 2.000 hombres, pero la expedición fracasó. Otra intentona realizada en el mes de junio del mismo año corrió igual suerte. La invasión napoleónica de España y la abdicación de Carlos IV en 1808 precipitaron los movimientos emancipadores. Cundió el movimiento desde Buenos Aires a Chile, Nueva Granada, Paraguay, Venezuela y México, en tanto Perú y Centroamérica se mantenían ajenos a él. Pero restaba expulsar de América a los ejércitos realistas para consolidar la emancipación política.

Surgieron entonces los dos libertadores por antonomasia: JOSÉ DE SAN MARTÍN en el Sur y SIMÓN BOLÍVAR en el Norte. SAN MARTÍN, nombrado el 10 de agosto de 1816 jefe del ejército de los Andes en Mendoza, tuvo la visión estratégica de que el dominio español había que abatirlo en Perú; luego de cruzar la cordillera derrotó a los realistas, primero en Chacabuco, el 12 de febrero de 1817, y después en Maipú, el 5 de abril de 1818. Luego marchó sobre Perú y entró en Lima el 10 de julio de 1821. Por su parte, BOLÍVAR liberaba a Colombia y Venezuela, tras arduas y prolongadas campañas. En Junín derrotó el 6 de agosto de 1824 al general español CANTERAC, mientras ANTONIO JOSÉ DE SUCRE, uno de sus lugartenientes, triunfaba en Pichincha, liberando el Alto Perú y creando la actual República de Bolivia. El 9 de diciembre de 1824, SUCRE  derrotó  a las tropas del virrey LA SERNA en la batalla de Ayacucho, última acción de guerra librada por la independencia. Finalmente, la rendición de El Callao, el 23 de enero de 1826, puso fin a la dominación española en Sudamérica.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.