GOLPE DE MANO PARA TOMAR POR SORPRESA LA FORTALEZA DEL CALLAO (30/1/1821)

GOLPE DE MANO PARA TOMAR POR SORPRESA LA FORTALEZA DEL CALLAO. Los patriotas peruanos de Lima, dirigidos por RIVA AGÜERO y LÓPEZ ALDANA, provistos por SAN MARTIN del efectivo y los medios necesarios, desde tiempo atrás venían realizando trabajos e inteligencia para poner en manos del Libertador, las fortalezas del Callao. Para ello buscaron el apoyo de personas que coincidían con sus ideas de libertad y encontraron a un español llamado JUAN SANTALLA, comandante del batallón “Cantabria” que guarnecía la plaza y el caraqueño JUAN DE LA CRUZ CORTINAS comandante de uno de los castillos. Entre todos elucubraron para cumplir con su cometido, una serie de ideas y proyectos (algunos de ellos quedaron solo en eso), que según pensaban facilitarían el acceso de las tropas de San Martín a la fortaleza. Decidieron clavar (inutilizar) los cañones de la muralla que daban al mar, para facilitar el ataque de las naves por ese lugar y a estos efectos, sigilosamente, hicieron fabricar el Lima, ochenta clavos arponados del mismo calibre de las piezas que querían inutilizar; hicieron forjar llaves de todas las puertas del castillo y distribuyeron abundante dinero entre la tropa asignada a la vigilancia de distintos sectores del fuerte, como ser baluartes, casetas y murallones que vigilaba hacia el mar. Cuando todo estuvo dispuesto, el 30 de enero de 1821, SAN MARTÍN hizo embarcar en la escuadra, una división de 550 hombres al mando del coronel MILLER. Pero el Virrey DE LA SERNA, había sido alertado de este plan y dispuso el refuerzo de la guarnición del El Callao y tomo otras precauciones, entre ellas, cambiar toda la guarnición del fuerte, por otra que trajo de afuera. Informado apresuradamente por los “saboteadores” peruanos, de esta novedad, San Martín detuvo a tiempo el desembarco, evitando así un seguro fracaso del intento.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.