COMBATE EN LOS ALTOS DE CÓRDOBA (19/2/1864)

COMBATE EN LOS ALTOS DE CÓRDOBA. El coronel LUIS ÁLVAREZ, de acuerdo con los opositores del recientemente electo Gobernador de Córdoba, ROQUE FERREIRA, antes de que asumiera el cargo, se sublevó contra su autoridad y llegando hasta los contornos de la ciudad, le exigió la renuncia al Gobernador. Éste, sin conocer con exactitud el tamaño de las fuerzas que comandaba el coronel ÁLVAREZ, le ordenó al coronel SALVADOR PIZARRO que con noventa jinetes, apoyados por ochenta infantes al mando del comandante AURELIANO CUENCA, salieran al encuentro de los sublevados, pero con la orden terminante de que, si se consideraba en inferioridad manifiesta de condiciones, renunciara a realizar cualquier acción que dadas esas circunstancias, sería suicida. El coronel Pizarro marchó resueltamente hasta atravesar el río y cuando superaron la barranca opuesta, se encontraron frente a una sólida línea con 1.500 soldados enemigos esperándolos. Sin ver posible una retirada, acción que pondría en serio peligro de ser diezmada y degollada su tropa en la huída y que pondría a la ciudad a disposición de los sublevados, el coronel Pizarro decidió atacar y rápida, terrible y decisivamente sus hombres llevaron una carga, que el enemigo, no comprendiendo semejante acto de arrojo e inconsciente coraje, se llenó de pánico, y en diez minutos, ese puñado de valientes que se había arrojado a una desigual lucha de uno contra más de ocho, hizo dar vuelta cara a los contrarios, dispersándolos en todas direcciones, dejando en el campo algunos muertos y muchos prisioneros. El mismo día, entre los vítores del pueblo, los vencedores hicieron su entrada en la ciudad salvada de los sublevados.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.